Turismo Nuclear en los 50.

Turismo Nuclear, en los años 50’s las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

En los principios de los años 50’s, Estados Unidos entraba en la paranoia de la Guerra Fría, lo que se tradujo en un miedo irracional a una inminente invasión y comenzó a ensalzar el sentimiento de superioridad ante las otras potencias, pero el temor a los que consideraban la amenaza de la URSS, fue el acicate suficiente para que los ciudadanos aceptaran utilizar una zona de Nevada para hacer pruebas nucleares.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

Durante la década de los 50 los turistas acudían a Nevada a observar las pruebas atómicas realizadas por el ejercito de los EEUU. Este era un reclamo más de la ciudad de Las Vegas, que durante la época de los 50’s vivía de un gran crecimiento poblacional debido al auge de los casinos, el llamado «Turismo Nuclear».

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

La población podía observar los hongos formado tras las detonaciones nucleares, convirtiéndose en un espectáculo imperdible y la oportunidad de fotografiar un evento único en mitad de las vacaciones o durante la estancia en los hoteles de Las Vegas, pudiendo observarlo desde la propia piscina.

Comenzó a raíz de la creación del Nevada Test Site, una reserva destinada para realizar prueba de armas atómicas en el interior de EEUU, situada en el condado de Nye, Nevada, situada a unos 105 kms al noreste de la recién creada ciudad de Las Vegas.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

Nevada Test Site, fue el emplazamiento para las pruebas era una reserva del Departamento de Energía de los Estados Unidos, previamente conocido como Nevada Prowing Ground, el emplazamiento se estableció el 11 de enero de 1951 para la prueba de armas nucleares, y ocupaba una extensión de unos 3500 km cuadrados de desierto y terreno montañoso.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

Al inicio de los años 50’s la población en la ciudad de Las Vegas, rondaba algo menos de los 25.000 habitantes, y la ciudad buscaba un impulso económico. Las jornadas posteriores a la primera detonación, las Cámara de Comercio de Las Vegas decidió promover estás pruebas como una atracción única de Las Vegas, se realizaron calendarios con publicidad en la que se detallaban las fechas de las detonaciones y los mejores lugares para poder ver las explosiones.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

Durante aquel decenio la población de Las Vegas creció hasta un 161% debido a dos de los cautivadores motivos de la sociedad de la época, la floreciente industria de los casinos y la potente figura icónica que representaba Miss Atomic Blast.

Las Vegas decidió combinar dos de sus principales atracciones, bombas nucleares y coristas, en un concurso de belleza». Solo hubo cuatro coristas convertidas en reinas de belleza y no hubo un solo concurso de belleza de Miss Bomba Atómica, y la mayoría de las reinas eran simplemente coristas elegidas por su radiante… apariencia. Las reinas surgieron de una manera sólo vagamente relacionada: trajes de temática atómica, generalmente de la variedad de nubes en forma de hongo.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

La primera chica pin-up atómica, Candyce King, apareció el 9 de mayo de 1952 en los periódicos Evening Telegraph (Dixon, Illinois) y Day Record (Statesville, Carolina del Norte) como «Miss Atomic Blast».

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

En la primavera de 1953, la ciudad de North Las Vegas eligió a Paula Harris como Miss North Las Vegas de 1953 y le dio el sobrenombre de «Miss A-Bomb».

En 1955, la Operation Cue llamó la atención cuando se retrasó varias veces debido a los fuertes vientos y fue apodada «Operation Mis-Cue». Linda Lawson fue coronada «Miss Cue» el 1 de mayo de 1955. El título era «para ilustrar otro error de funcionamiento de la Operación Bomba Cue». La «corona» de Lawson era una nube en forma de hongo.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.
Linda Lawson

La última y más famosa fue Lee Merlin, coronada como «Miss Bomba Atómica», coincidiendo con la Operación Plumbbob, mientras lucía una nube en forma de hongo de algodón en la parte delantera de su traje de baño. La popular fotografía de Don English se distribuyó a nivel nacional.

La imagen de Miss Atomic Blast, la modelo de pin-up Lee A. Merlin aparecía en fotografías con los brazos en forma de la señal de victoria, cubierta por una nube de hongo que cubría su cuerpo, sugiriendo que estaba completamente desnuda.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.
Lee Merlin – Miss Atomic Blast

Entre 1951 y 1992 se realizaron un total de 925 pruebas nucleares que fueron anunciadas en el NTS, de las cuales 825 de ellas fueron subterráneas, aunque se especula que hubo una gran cantidad de pruebas subterráneas que no fueron oficialmente confirmadas. El emplazamiento está cubierto por un gran cráter debido a las pruebas realizadas

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

A comienzo del año 1951. el 27 de enero, fue cuando se probó la bomba atómica de 1 kilotón de TNT sobre Frenchmans Flat, fue una explosión tan grande que se decía que el resplandor de la mismo llegó a verse en San Francisco. Las pruebas y las nubes atómicas podían verse desde casi 100 millas en cualquier dirección.

Turismo Nuclear, en los años 50 las pruebas nucleares se convirtieron en una atracción turística de Las Vegas, Nevada.

Finalmente, el 17 de julio de 1962 se realizó la prueba de «Little Feller I» de la llamada Operación Sunbeam y fue la última detonación atmosférica en el NTS. A partir de los años 60’s las pruebas atómicas sobre el suelo fueron ilegales, pero debido a las actividades durante aquel periodo hasta aquella fecha, más de diez mil personas han reclamado con éxito compensaciones por sufrir enfermedades derivadas de la radiación, obligando al gobierno de los EEUU a pagar más de 500 millones de dólares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Carlos A, Carmona Peral.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a GoDaddy que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.